Seguinos :
Consulta Popular

El Tribunal Superior de Justicia rechazó medida cautelar interpuesta por Convergencia Riojana

El Tribunal Superior de Justicia rechazó la medida cautelar de no innovar interpuesta por Convergencia Riojana planteando la inconstitucionalidad en contra de la Ley de Enmienda y del decreto de convocatoria a la Consulta Popular Obligatoria del próximo 27 de enero. Además, resolvió reducir los plazos para garantizar el dictado de la sentencia sobre la cuestión de fondo antes del 27 de enero. La r...

Opinión
La política para pocos
Giro a la derecha y paraísos de excepción

Escrito el 7 de enero del 2019 - 21:08
Tamaño de Letra
|   Enviar Noticia
|  Imprimir
 Una reflexión sobre la tendencia política actual en base a las claves de la construcción de poder de una figura histórica vinculada al fracaso de lo humano. Escribe: Javier Martínez
El enigma de Hitler (1939), Salvador Dalí
Se propuso invadir Polonia, lo consiguió y llevó al mundo a la Segunda Guerra Mundial; luego abrió otro frente para invadir Rusia, y el derramamiento de sangre se hizo mayor aún. En medio, sustentando una doctrina de odio y racismo, desarrolló un plan sistemático para aniquilar a los judíos.

El errático pintor para turistas de las calles de Múnich, habitante de una buhardilla desde donde destilaba resentimiento e intolerancia con el mundo, encontró su propósito sirviendo en el ejército y descubriendo luego su vocación política herido en la cama de un hospital.

Derrotado, se reciclaría como un hábil conferenciante que rechazaba los dogmas de partido, la libertad de prensa y la política internacional. En su lugar, anunció un renacimiento a manos de "líderes nacionales" con preponderancia de un "sentido interno de la responsabilidad" cuyo trasfondo era, en realidad, la búsqueda de culpables.

Transformar la desesperación en fanatismo, la crisis en violencia, y, finalmente, la agresión en un derecho fueron las ideas fuerza a las que dedicó con ahínco su prédica en un contexto democrático poco sólido frente a los embates del desastre económico.

Dijo: "toda mi vida puede resumirse como un esfuerzo incesante por convencer a otros". Y supo aglutinar apoyo desde los sectores más dispares. Dijo: "es tarea de la genialidad de un gran líder el lograr que incluso adversarios muy distintos entre sí pertenezcan a una misma categoría".

¿Cómo lograrlo? Para ello resulta esencial la construcción del enemigo, la permanente actualización de la amenaza que justifica un estado de excepción con prolongación y derivaciones indefinidas donde, de forma solidaria, en frente unido, se acaba por compartir una conclusión: "los líderes siempre tienen razón".

Adolf Hitler ya avisó. Lo hizo hace varias décadas al desglosar la estrategia que lo condujo y lo conservó a la cabeza de un poder totalitario con consecuencias terribles. Son claves que bien pueden servir hoy para entender "el giro a la derecha" en los gobiernos electos, lo que a muchos alarma y a otros no sorprende.

En las puertas del Infierno que soñó Dante lo horroroso es el anuncio de que allí no hay esperanza, el recuerdo de que todo suplicio cuyo espectáculo se agitará en detalle como advertencia a los "pecadores", una vez aplicado es una constante, es decir, interminable. Ante esas puertas supo colocarse Hitler, como buen vendedor de su fórmula mágica, convencido de que "para los individuos, como para los Estados, es preferible un fin espantoso a un espanto sin fin". El Paraíso de excepción para unos pocos acaba siendo la maquinaria que tritura todo lo demás; la salvación, el desvío, a partir del empujón hacia el vacío de cualquier oposición.

Lo otro es recuperar la esperanza. La alternativa es atravesar el Infierno y vencer la disyuntiva del espanto o el espanto. Lo distinto es sobrevolar el laberinto seguros de que existen otras formas de poder, verdaderamente solidarias y creativas. Revelar que la ingenuidad más destructiva se esconde en las fortalezas que engañosamente propone el miedo. Dar un golpe de pureza en la oreja de los cínicos. En resumidas cuentas, desafiar todos los finales que no incluyan esa fuerza revolucionaria de legitimación: la del amor.

JAVIER MARTÍNEZ

Otras Noticias : Opinión

Intuiciones
El arte de mirar

Escrito el 27 de diciembre del 2018 - 17:22
En torno al "tema como tema" desde el enfoque de la pintura, la narrativa, el periodismo, el arte y las artes en general. Escribe: Javier Martínez

Mensaje
Días azules y soles de infancia

Escrito el 23 de diciembre del 2018 - 20:36
Reflexiones a partir de "El primer hombre", novela inacabada de Albert Camus, al final de un año difícil. Escribe: Javier Martínez

La valentía y sus tonalidades

Escrito el 14 de diciembre del 2018 - 11:16
Sobre distintas reacciones ante la propagación de denuncias por violencia de género a partir del caso Fardín / Dhartés. Escribe: Javier Martínez

La institucionalidad en juego
Suturar heridas y volver a marchar

Escrito el 19 de junio del 2018 - 00:39
La reanudación del diálogo institucional entre los referentes de los principales sectores políticos de la provincia si bien no se tradujo en un acuerdo concreto se inició con una serie de tenues gestos cuya definición abre aún más la expectativa respecto a lo que pueda suceder en los próximos días. Por ahora, lo que quedó expuesto fue un quiebre interno en el PJ que venía anticipándose mediante ramificaciones cada vez mayores pero que de forma abrupta llegó a profundizarse y terminó por tocar el nervio mismo de la conducción oficialista. En este vuelco del panorama, con la institucionalidad sostenida apenas por afuera más como salvataje que como puesta a flote, el rol que juegue de aquí en adelante la Legislatura resultará crucial.