Seguinos :
Ruta de comercialización a Asia

Destacan ventajas del paso riojano a Chile por Pircas Negras


Funcionarios de la Administración Nacional de Aduanas que se encuentran en la provincia con el objetivo de avanzar en la iniciativa de que el paso fronterizo Pircas Negras se convierta en ruta alternativa para el transporte de mercadería, se reunieron con el gobernador Sergio Casas.
...


El "boom" inmobiliario de propiedad horizontal cambia el perfil urbano de la ciudad

Catalino Campos - Escrito el 28 de abril del 2010
Tamaño de Letra
|   Enviar Noticia
|  Imprimir
 Los habitantes de la Capital comenzamos a percibir en los últimos años cambios importantes en el perfil urbano de la ciudad debido al “boom” inmobiliario que representan los edificios en propiedad horizontal. De acuerdo a datos recogidos por LARIOJAESNOTICIA, desde el 2007 hasta la fecha se construyeron en la ciudad un total de 56 edificios. La fuerte demanda de alquileres y la seguridad que representa invertir en bienes inmuebles son las causas principales de este auge inmobiliario. Personajes del mundo político, comerciantes y empresarios figuran entre los propietarios.
Tras el sostenido crecimiento de la ciudad, el paisaje urbano de La Rioja comenzó a sufrir sus primeras transformaciones. Esa fisonomía de ciudad tranquila, con casas pequeñas, antiguas y coloniales, en algunos casos, se vio interrumpida de pronto por los modernos edificios en propiedad horizontal.

Según información proporcionada por el director de Obras Privadas de la Municipalidad, Arq. Rubén Porras, en la ciudad Capital se construyeron y construyen desde el 2007 hasta la fecha un total de 56 edificios en propiedad horizontal, de los cuales 19 están ubicados en el casco céntrico de la ciudad.

En relación a las millonarias inversiones, en el 2008 se construyeron 75 mil metros cuadrados de propiedad privada y durante el 2009 la cifra ascendió a 99 mil metros.

De acuerdo a la ordenanza N° 2225, que regula la construcción de edificios en propiedad horizontal, estas estructuras van desde los 3 pisos hasta los 8 como máximo. Es decir, aquí no se tiene en cuenta el resto de las construcciones como planta baja y primer piso. Además, esta ordenanza estableció que la altura de los edificios no deben superar la cúspide de la Iglesia Catedral, como una norma arquitectónica de la ciudad.

Además de las viviendas que construye el Estado en la zona sur de la ciudad, esta inversión privada genera también un fuerte movimiento en la venta de materiales de la construcción y brinda mano de obra a cientos de obreros de la construcción.